Acceder al contenido principalAcceder al menú principal

Sistema de Gestión de Calidad

Sistema de Gestión de Calidad

El SECYR dispone de sistema de gestión de la calidad conforme con la norma UNE-EN ISO 9001:2015, certificado por la Asociación Española de Normalización y Certificación (AENOR)

Política de calidad

La Universidad Autónoma de Madrid (UAM) como universidad pública, es una institución de Derecho Público con personalidad jurídica y patrimonio propio para la consecución de sus fines y el desarrollo de sus funciones, que goza de autonomía de acuerdo con la Ley Orgánica de Universidades. Se define por su voluntad de innovación e implicación social, en coordinación y colaboración con otras universidades e instituciones.

El SECYR es el Servicio de Conservación, Restauración y Estudios Científicos del Patrimonio Arqueológico de la UAM, dependiente del Vicerrectorado de Investigación. Se constituye en el año 2006 para atender las necesidades de conservación y restauración del patrimonio arqueológico de España, dando apoyo a proyectos y grupos de investigación de la propia Universidad Autónoma y otros entes públicos, así como a empresas y clientes privados, cuya finalidad sea el conocimiento y el cuidado del patrimonio arqueológico.

El Vicerrectorado de Investigación de la Universidad Autónoma de Madrid impulsa el desarrollo e implantación de sistemas de gestión de la calidad (SIGCAL), que son una herramienta eficaz para la mejora continua de los servicios prestados a los usuarios. De esta manera, el SIGCAL desarrollado en el Servicio de Conservación, Restauración y Estudios Científicos del Patrimonio Arqueológico es el marco de referencia que le permite cumplir con los requisitos de los clientes, con los legales y reglamentarios que sean de aplicación, así como establecer y revisar periódicamente los objetivos de la calidad.

 

El SECYR se compromete a realizar todos los trabajos

  • respetando en todo momento los principios y criterios éticos internacionales de restauración y conservación definidos por la UNESCO y las directrices profesionales de la Confederación Europea de Organizaciones de Conservadores-Restauradores (ECCO).
  • no admitiendo peticiones contrarias al código deontológico de la conservación-restauración.
  • realizando la mínima intervención en las piezas, considerando la importancia documental de las mismas, limitando el tratamiento solamente a lo que sea necesario.
  • asegurando la integridad física del patrimonio cultural confiado al cuidado del SECYR, aplicando criterios de conservación preventiva en el proceso de intervención.
  • utilizando materiales compatibles con los materiales del patrimonio cultural y ser tan fácil y totalmente reversibles como sea posible.
  • documentando todas las intervenciones realizadas en las piezas intervenidas y analizadas.
  • manteniendo una relación fluida con el cliente e informando sobre las líneas de actuación.
  • asegurando la integridad de las piezas durante los procesos de análisis, optando de manera preferente por técnicas no destructivas o mínimamente invasivas en caso de que sea necesaria la toma de muestras para su realización.
Área de descargas