Surfactante

El surfactante es una sustancia compleja que contiene fosfolípidos y un número de apoproteínas. Este líquido esencial es producido por las células alveolares Tipo II, y cubre los alveolos y pequeños bronquiolos. El surfactante reduce la tensión superficial en todo el pulmón, contribuyendo a su compliancia general. Es también importante porque estabiliza el alveolo. La Ley de Laplace nos dice que la presión dentro de una estructura esférica con tensión superficial, como es el caso del alveolo, es inversamente proporcional al radio de la esfera (P=4T/r para una esfera con dos interfases líquido/gas, como una pompa de jabón, y P=2T/r para una esfera con una interfase líquido/gas, como en el alveolo: P=presión, T=tensión superficial, y r=radio). Esto significa que, a una tensión superficial constante, los pequeños alveolos deberán generar grandes presiones dentro de ellos que agrandarán el alveolo. Los pequeños alveolos se podría esperar entonces que se vacíen en los alveolos mayores si el volúmen pulmonar disminuye. Sin embargo esto no ocurre, porque el surfactante reduce la tensión superficial, más a bajos volúmenes y menos a volúmenes altos, permitiendo la estabilidad alveolar y reduciendo la posibilidad de colapso alveolar.

El surfactante se forma relativamente tarde en la vida fetal; así los niños prematuros que nacen sin una cantidad adecuada experimentan distress respiratorio y pueden morir.


Vea además:


Envíe los comentarios sobre esta página a la Office of Medical Informatics Education (OMIE) at omie@welchlink.welch.jhu.edu.
Copyright © 1995 Johns Hopkins University