Go to main contentGo to main menu

Logo de la UAMUniversidad Autónoma de Madrid

News

Pedro Álvarez de Miranda, catedrático de la UAM, toma posesión del sillón `Q¿ de la RAE

07/06/2011

El pasado domingo 5 de junio tuvo lugar la ceremonia de ingreso en la Real Academia Española de la Lengua del filólogo Pedro Álvarez de Miranda, catedrático de Lengua Española de la Universidad Autónoma de Madrid. Al acto asistieron el rector de la UAM, José María Sanz, y su antecesor en el cargo y actual ministro de Educación, Ángel Gabilondo.

Pedro Álvarez de Miranda, catedrático de la UAM
Pedro Álvarez de Miranda, catedrático de la UAM

Nacido en 1953, Pedro Álvarez de Miranda es experto en Lexicografía y Lexicología y en Historia Cultural del siglo XVIII. Además, es presidente de la Sociedad Española de Estudios del Siglo XVIII. Entre sus principales obras, destacan “Palabras e ideas: el léxico de la Ilustración temprana en España” y “Los diccionarios del español moderno”. Asimismo fue responsable de la elaboración del "Diccionario histórico de la lengua española". Su elección como académico de la Lengua se produjo en abril de 2010 a propuesta de Carmen Iglesias, Eduardo García de Enterría y Manuel Seco para ocupar el sillón ‘Q’, vacante desde el fallecimiento de su anterior inquilino, el psiquiatra Carlos Castilla del Pino, en 2009.

El discurso que pronunció Pedro Álvarez de Miranda tuvo por título “En doscientas sesenta y tres ocasiones como ésta” y versó precisamente sobre los discursos de investidura leídos en la RAE por los académicos electos que precedieron al recién incorporado. Mezclando erudición y humor, el catedrático de la UAM no dudó en definir estos discursos como “un monumento de la prosa expositiva en lengua española”, a la par que definió el suyo como una suerte de “metadiscurso” donde, además tuvo palabras de elogio y cariño para la institución en la cual, a partir de ahora, desarrollará buena parte de su actividad profesional destacando “la sustancial fidelidad de la Academia a sí misma” así como su “tenaz empeño de continuidad”. Características éstas que el nuevo académico ejemplificó en el hecho de que la RAE fue la única institución en ignorar la línea de depuración ideológica impuesta por el franquismo al conservar vacíos los sillones de aquellos académicos que hubieron de exiliarse, de los cuáles únicamente Salvador de Madariaga pudo tomar posesión de su plaza en la Academia en 1976, tras la muerte del dictador.

El académico Manuel Seco fue el encargado de dar la bienvenida a la institución a Pedro Álvarez de Miranda de quien recordó su trabajo durante doce años (1982-1995) en el Seminario de Lexicografía de la RAE así como su trabajo sobre las palabras “fantasmas", según Manuel Seco "una suerte de parásitos léxicos que viven agazapados en los diccionarios sin que exista constancia alguna de que se hayan usado jamás". Sobre este asunto, el catedrático de la UAM quiso negar la mayor apelando a que “da igual que una palabra esté o no en el diccionario para que tenga existencia”.

Con la elección de Pedro Álvarez de Miranda ya son cuatro los profesores e investigadores de la UAM en la RAE. Al nuevo académico hay que sumar los nombres de Inés Fernández Ordóñez, catedrática también de Lengua Española y ocupante del sillón ‘P’; Margarita Salas, investigadora del CBMSO y propietaria del sillón ‘i’ y José Manuel Sánchez Ron, historiador de la Ciencia y catedrático de Filología que ocupa el ‘G’.

Real Academia Española