Acceder al contenido principalAcceder al menú principal

Logo de la UAMUniversidad Autónoma de Madrid

Acceso al BOUAM. Enlace externo. Abre en ventana nueva.

Noticias

La UAM presenta un libro sobre la narrativa de Espido Freire, centrado en su particular concepción del universo femenino y del mal

25/04/2019

En uno de los actos centrales del programa con el que la Universidad Autónoma conmemora el Día del Libro, el autor del ensayo conversó con la autora de ‘Melocotones Helados’, quien adelantó que su próxima obra se titulará 'Elogio a la melancolía'. 

Espido Freire, Samuel Rodríguez y la vicerrectora Margarita Alfaro en la presentación del libro
Espido Freire, Samuel Rodríguez y la vicerrectora Margarita Alfaro en la presentación del libro

El espacio UNE (Unión de Editoriales Universitarias) de la Librería del BOE en Madrid acogió ayer la presentación del libro Universo femenino y mal. Estudio crítico de la narrativa de Espido Freire, un ensayo del escritor Samuel Rodríguez publicado por la editorial de la Universidad Autónoma de Madrid. El acto, que forma parte de las actividades que la UAM ha programado durante todo el mes de abril para conmemorar el Día del Libro, transcurrió en forma de diálogo informal entre el autor y la escritora vasca. En la conversación también participaron la vicerrectora de Relaciones Institucionales, Responsabilidad Social y Cultura de la UAM, Margarita Alfaro, y José Luis Mora García, profesor emérito de la UAM y coordinador responsable del grupo de investigación Historia del Pensamiento español e iberoamericano/UAM.

El autor del libro explicó que su ensayo parte de la articulación de la obra de Espido Freire en torno al mal y de la forma en que nos sumerge en un universo catalizador de esa faceta del ser humano. “El mal –explica Rodríguez–es un concepto profundamente amplio y polisémico y la violencia puede ser una de sus consecuencias inmediatas. Sin embargo, solemos valorar a menudo tanto el mal como la violencia desde su apariencia externa y desde la alteridad. El mal son los otros, la violencia es ostensible. Por el contrario, la obra de Espido Freire remite al mal oculto en todos y todas, donde subyace sutilmente una violencia ejercida a menudo mediante vías opresivas simbólicas, invisibles incluso para los propios personajes, especialmente los femeninos”.

A su juicio, lo que Espido Freire pretende “al igual que yo a través de este ensayo, es romper el refugio seguro que a todos nosotros, los que no nos apartamos demasiado de una supuesta “normalidad”, los que no apuñalamos, ni envenenamos, nos permite creer que el mal es abstracto y ajeno. En definitiva, se trata de devolver nuestro monstruo proyectado en el espejo al sujeto en él reflejado”.

El libro que se presentó ayer surgió a partir de una revisión de la disertación doctoral del autor. Éste ha concebido la obra como “una sonata con dos partes muy diferenciadas pero que se entrelazan entre sí” y que le han permitido construir un aparato crítico en torno del mal y de los caracteres femeninos. En este sentido, la primera parte es más teórica, mientras que la segunda se adentra en cada uno de los personajes femeninos de las novelas de Espido Freire y los recursos narrativos utilizados para perfilar ese universo. “Las personas necesitamos proyectar nuestro propio mal en los demás. De ahí parte la xenofobia, la homofobia o la misoginia, sentimientos irracionales contra el otro. Es precisamente la falta de justicia lo que lleva a los personajes femeninos de Espido Freire a buscar la reparación por sí mismos. Sin embargo, el castigo puede representar no tanto un instrumento de justicia, sino de venganza. Esto lo vemos en la desmesura de los crímenes imaginados y/o ejecutados en sus textos. Establezco una tipología flexible de cuatro tipos de personajes femeninos espidianos: mujer pseudofatal, frágil, malvada y víctima-verdugo.

El análisis de la obra de la autora de Melocotones Helados ha llevado a Rodríguez a la convicción de que ésta tiene mucho en común con la reivindicación de la mujer en la sociedad actual. “Se trate a las mujeres como a individuos multidimensionales, con sus aristas y contradicciones, y no como a miembros de un grupo en abstracto. Tal y como señala Margaret Atwood, si se inventa un personaje femenino por qué no poder describirlo como alguien capaz de sentir todas las emociones del ser humano –odio, envidia, rencor, codicia, ira y miedo, y también amor, piedad, tolerancia y alegría–, sin tener que presentarla como un monstruo, una rareza o un mal ejemplo. De hecho, las mujeres, al margen de arquetipos estéticos, pueden ser malvadas, profundamente crueles, arteras, difamadoras, mentirosas y asesinas... exactamente como los hombres. Y es que si algo nos une, a mujeres y hombres, es el mal.

Por su parte, Espido Freire apuntó que, debido a circunstancias personales recientes, también ha evolucionado en su forma de entender el mal y en la necesidad de plasmarlo en sus personajes. También afirmó que está evolucionando ahora a otras sensaciones, como la melancolía. De hecho, anunció que su próxima obra de prevista aparición en otoño se titula Elogio a la melancolía.

A lo largo de la conversación, los dos autores revelaron varios puntos de encuentro, como su formación musical y la experiencia de “empezar de la nada”. Según explicaron, ninguno de los dos tenía vínculos familiares anteriores con el mundo al que se dedican actualmente y pertenecen a una primera generación con grado universitario donde la educación no sólo era una inversión, sino también una forma de salir del espacio en el que se encontraban o del destino que podría esperarles.

Samuel Rodríguez (Plasencia, 1987) es doctor en Literatura Hispánica por la Université Paris-Sorbonne y desde 2017 imparte clases de Literatura y Lengua Española en la Université Clermont Auvergne. Es autor de unas 40 publicaciones (la mayoría sobre narrativa y teatro –musical– contemporáneos) en libros y revistas internacionales. En la actualidad investiga sobre la melancolía y la depresión en la literatura contemporánea.

Espido Freire (Bilbao, 1974) es una de las voces narrativas más consolidadas de la literatura española. Licenciada en Filología Inglesa por la Universidad de Deusto, recibió el Premio Planeta por la novela Melocotones helados, que la convirtió con 25 años en la escritora más joven en obtener este prestigioso galardón. Ha publicado varias novelas y ha abordado otros géneros como la poesía, el ensayo y el cuento, su género predilecto. Además, es colaboradora habitual en prensa, radio y televisión y ha trabajado como traductora literaria.